sábado, julio 29, 2006

Insomnio

Bullicioso andar de la noche
remotos ruidos callejeros

una puerta de un coche que se cierra
murmullo de despedida de amantes

taconeos repican en la acera
incrustados como clavos en la sien

una luciérnaga trapecista en vuelo
me lleva a trasnochar en su farola

el olor pútrido de los tablones
siento desfallecer por las náuseas

a lo lejos una música se asfixia
entre vahos etílicos y risas bufonescas

alguien estará amando en este instante
alguien estará sufriendo un desengaño

alguien descansará en su conciencia
alguien estará matando o muriendo

y este insomnio que no me abandona
una noche más sin poder soñarte.

Rosana